RSS
Weblog dedicado al mundo del cine, tanto clásico como actual. De Billy Wilder a Uwe Boll, de Ed Wood a Stanley Kubrick, sin distinciones. Pasen, vean y, esperemos, disfruten. Si no es así, recuerden que NO han pagado entrada.
9

SIN TRAMPA NI CARTÓN




Desde que leí las primeras notícias sobre The prestige (no me gusta nada la traducción española de El truco final), he de reconocer que me tenía totalmente cautivada: ¿Un duelo de magos? ¿Sería al estilo de Gandalf vs. Saruman? ¿O tal vez del estilo de David Copperfield vs. Juan Tamariz? Aún así la idea me atraía mucho. En la época victoriana: mejor que mejor. Si añadimos que los protagonistas son dos macizos... digo, actores como Christian Bale y Hugh Jackman, ya ni te cuento; si al reparto le añadimos Michael Caine, David Bowie (bueno, y también Scarlett Johansson, para que todo el mundo esté contento) el interés ya se estaba convirtiendo en ansiedad, y si quien lo dirige es uno de los directores mas interesantes de la actualidad, Cristopher Nolan... resumiendo, que me he pasado contando los días hasta el estreno.
“Quiero que prestes mucha atención”
Con estas palabras, pronunciadas por el gran Caine, empezamos la película.
Todo truco se compone de tres partes:
- la presentación: Se nos muestra algo ordinario (¿vulgares mis niños? ¡Amos, anda!). Dos jóvenes Alfred Borden (Bale) y Robert Angier (Jackman) están empezando en el mundo de la magia. Tienen una visión muy distinta de como debe ser un espectáculo; el primero es mas innovador y arriesgado, mientras que el segundo es mas tradicional y prefiere “no ensuciarse las manos”, pero los dos quieren conseguir lo mismo: encontrar un truco definitivo, que les haga famosos, y para ello cuentan con la inestimable ayuda del ingeniero de magia Cutter (Caine) (¡Aleluya! ¡Ya sé que quiero ser de mayor! ¿Dónde se estudia? ¿En Hogwarts? ¿Hay becas? Vale, ya lo dejo)
-la actuación: Una cosa ordinaria se convierte en extraordinaria. Tras un desafortunado accidente, las diferencias entre los dos magos son irreconciliables y su rivalidad irá en aumento; cada vez que uno de ellos vaya a triunfar, aparecerá el otro para hacerle fracasar. Angler ha decidido que no le importa ensuciarse las manos.
-el prestigio: Lo que ha desaparecido debe volver a aparecer, provocando el aplauso del público. Ha habido una muerte (¿asesinato? ¿accidente? ¿negligencia?) y alguien ha de pagar por ello.
Toda la película en sí es un truco, que Nolan maneja como un mago experto, y para ello da saltos en el tiempo como en Memento, cambia de narrador de uno a otro, da giros de guión ... pero no se esconde ningún as en la manga; todos los elementos están allí, desde el primer momento, tan sólo es cuestión de haber estado atentos, ya que la historia no se basa en la sorpresa final, sino en cómo se realiza el truco. La obsesión de los dos magos por conseguir la fama, a coste de lo que sea (sacrificando su propia vida personal o la de su familia), hará que su vida esté llena de mentiras, secretos, disfraces y nombres falsos, no distinguiendo cuando están dentro y fuera del escenario. Son unos canarios más en el espectáculo. Nosotros, los espectadores, preferimos no saber que detrás de cada truco se puede ocultar una desagradable realidad o una gran decepción, queremos ser engañados; tan sólo queremos que el truco sea bueno. Un buen mago no oculta nada, tan sólo desvía la atención hacia otro lado. Dos conversaciones nos dan la clave de la película: una entre Borden y Angier, tras ver la actuación de un mago chino, y otra entre Angier y Tesla (Bowie) sobre la obsesión y el precio de la fama. La sensación de Angier al notar que otro recibe sus aplausos, la mágica aparición de Tesla, la rivalidad de los magos con su contrapunto con la de Edison y Tesla, ese “hoy no” de Borden... hacen que el prestigio de Nolan aumente.
¿Últimas palabras de Angier? No podían ser otras : Abracadabra.

9 comentarios:

DiegoAlatristeyTenorio dijo...

Cuando voy al cine, quiero que me soprendan, que me distraigan, emocionarme o evadir mi mente. "The prestige" (me niego a referirme a ella por su cutre traducción) me ha llevado por esos caminos. Claro que hay truco, pero, generalmente, como dice el personaje de Michael Caine, el espectador no lo querrá ver, a veces, muchas, la ignorancia conduce a la felicidad. Ese es mi caso. Y eso que si hacemos análisis sesudo de la película esta canta un poco, por eso lo dejo estar. Por mi, que se estrenen películas así todos los días.

Hay mucha gente que intenta equivocadamente compararla a "El ilusionista", craso error; Las dos son muy apreciables, pero distintas. "El Ilusionista" es blanca, bien intencionada, romántica, un cuento infantil que se sirve de la magia como fuego de artificio. Esta es oscura, astuta, arriesgada, un cuento sobre la (baja) naturaleza humana. Nolan juega con varias líneas de tiempo para que nos entregemos y no nos dé tiempo a pasar lo que ocurre por el frío razocinio de nuestro cerebro. Como en todo buen número, como en toda buena ilusión, la presentación es clave para desviar la atención del público y facilitar la irrupción del efecto. Es justo lo que ha hecho Nolan aquí. Y su presentación me parece impecable. Del reparto no hace falta hablar, es redondo, como tampoco del argumento, mejor vivir en la ignorancia. Mejor dicho.....me gusta hacerme el tonto en ciertas ocasiones.

alicia dijo...

Totalmente de acuerdo, JR, a mi también me gusta dejar que me engañen, si el efecto logrado vale la pena, y en este caso creo que lo vale. Para mi los auténticos temas de la película son la obsesión y hasta que punto se puede llegar a sacrificar una persona por ella, y me quito el sombrero ante el gusto de Nolan para los repartos, aunque The prestige no tenga tantos personajes como Batman begins; que por cierto también es otro personaje obsesionado y con capacidad de sacrificio.

pelopo82 dijo...

La vi anoche y es bastante buena pero como me la habian puesto mejor que "El ilusionista", me esperaba LA PELICULA DEL AÑO y no fue para tanto.

Eso si, se la recomiendo a todo el mundo a que vaya a verla...

...aunque con el frio que hace, no se si es plan de salir de casa... :D

alicia dijo...

Creo que es un poco pronto para hablar de la película del año, aunque desde luego es una de las que esperaba con mas ganas, y nos muestra que la mágia está de moda. Sigo apostando por Nolan.

Raquel dijo...

Vale, la traducción no es perfecta... Pero ¿qué esperaría la gente de una película llamada The Prestige? Mejor evitar debates políticos...

Aunque me costó un poquito aceptar toda la "explicación final" (prefiero que me dejen imaginar algo por mí misma), la película cumple y entretiene con creces. Buen director, buenos intérpretes, y ese director enigmático llamado Nolan...

Saludos.

alicia dijo...

Cierto, Raquel, el título original trae muy malos recuerdos en nuestro país, aunque nunca sabremos si el motivo para cambiar el título con la traducción ha sido ese u otro, ya que la imaginación de los traductores a veces ha sido memorable, como por ejemplo en Olvídate de mi!.

Secretaria de s.i. dijo...

Como Christiana (Bale) he asistido en The Prestige al gran momento que atraviesa el actor,quisiera saber,Alicia,el porqué(si lo hay) de la predilección de Cristopher Nolan por Bale.
Concibo la película como un duelo sin tregua en un modo de vida complejo y con la desolación de la mujer del mago Bale soporta y la mirada de Michael Caine.
Hugh Jackman no lo hace mal,pero me quedo con Bale.
Un saludo para todas las Christianas

alicia dijo...

Secretaria, no podría decirte el motivo de la predilección de Nolan por Bale, pero también podría decirse lo mismo de su predilección por Caine. ¿Buen gusto, quizás? Aunque me encantaría que Nolan y Bale formaran un equipo como el de Burton y Depp. Las mujeres son las víctimas de la película, siempre dejadas en segundo lugar por culpa de la obsesión de los magos; ellos se pueden conformar con vivir media vida completa, pero ellas no.
Y respecto a Jackman, a pesar de ser Christiana, reconozco que el personaje de Hugh Jackman es el que mas evoluciona desde el principio y el que puede resultar mas facil de identificarse con el público, pues sus motivaciones se ven claras desde el momento. Creo que los dos están estupendos.

El Alforfón dijo...

De acuerdo esty con la pobre traducción de "The Prestige". Increíble película que me rememora los viejos tiempos de memento...Nolan es un genio

El Alforfón

 
Copyright 2009 LA LINTERNA MÁGICA. All rights reserved.
Free WordPress Themes Presented by EZwpthemes.
Bloggerized by Miss Dothy